Compartiendo lecturas: 6 consejos para leer a niños pequeños

fullsizeoutput_35ee.jpeg

A los niños pequeños (y no tan pequeños) les encanta que les lean cuentos. Es una linda manera de compartir tiempo con ellos, de disfrutar juntos y de inculcarles el amor por la lectura, una actividad súper importante para su desarrollo cognitivo, afectivo, social, emocional y lingüístico. Acá te dejamos algunos consejos para que disfrutes más y mejor de estos agradables momentos de lectura compartida. 

ELIGE EL MOMENTO Y LUGAR ADECUADOS

Elige un lugar tranquilo, sin ruidos ni distracciones. Que no esté la tele encendida ni el resto de la familia hablando alrededor. A muchas familias les va bien leer en la cama antes de dormir, pero ojo que a algunos niños en lugar de relajarlos y darles sueñito los “activa”, piden un cuento tras otro y parece la historia de nunca acabar (jejeje). Si este es tu caso entonces es mejor que busques otro momento y lugar, quizás después del almuerzo como descansando un rato o cuando llegas del trabajo para empezar a bajar las revoluciones. También puedes probar leer en la cama pero con límites, llegando a un acuerdo con tu hijo sobre cuántos cuentos van a leer. 

DÉJALOS ELEGIR

En la medida de lo posible deja que ellos escojan el cuento. Eso demuestra que te interesan sus gustos y opiniones, y es más probable que se enganchen si ellos lo escogieron. Para esto es importante que tengan a su alcance libros adaptados a su edad. En Cuarto de Juegos podemos ayudarte a elegir los mejores libros para tus hijos.

SIÉNTENSE LO MÁS CERCA POSIBLE

Si puede ser en tu regazo (sobretodo cuando son bebés) aún mejor. De ser posible que ellos pasen las páginas y vayan señalando las imágenes a medida que se va contando el cuento, esto le ayudará a relacionar ilustraciones con palabras.

FOMENTA QUE PARTICIPEN

Esto no significa que les hagas un control de lectura. Pregúntales qué creen que pasará después, cómo creen que se ha sentido tal o cual personaje, cómo se han sentido ellos, si les ha gustado el cuento…En fín, lo que se te ocurra. Hablar sobre los personajes y lo que sucede ayuda a los niños a aprender sobre relaciones interpersonales. Anímales también a que ellos hagan preguntas y si no se te ocurre ninguna respuesta no tengas miedo de decir “no tengo la menor idea, tendremos que preguntárselo al escritor”.

SÉ FLEXIBLE

Los momentos de lectura compartida deben ser momentos de placer, no una obligación. Si no tiene ganas de leer no lo fuerces, habrá más momentos. Tampoco es necesario terminar todos los cuentos, ni leer todas las páginas, ni leerlas en orden. Tampoco es necesario que leamos exactamente lo que dice el texto, podemos cambiarlo y adaptarlo según lo que nos parezca. Ah, ¡y tienes que estar preparad@ para leer el mismo cuento muuuuchas veces! Cuanto más pequeño es el niño, mayor flexibilidad necesita.

HAZLO DIVERTIDO

Como ya dijimos antes, lo importante es pasarla bien. Juega con tu voz, imita las voces y sonidos de los personajes, cambiando a distintos tonos (voz grave, aguda) y volumen (gritando, susurrando) según el momento de la historia. También puedes cantar, recitar…¡Conviértete en actor! Ponle entusiasmo y métete en la historia.

¿Qué te han parecido estos consejos? Esperamos que te sean útiles ;)

¡Felices lecturas!


Escrito por: Milagros Vidalón

Pueden encontrarla en: Cuarto de Juegos

Link a la tienda de cuentos y más: Shop online

 

Stephanie Lozada

Mamá Petit es un espacio para compartir todo lo que uno va pasando con la maternidad. La llegada de un bebé a casa nos cambia el mundo por completo y todos los días se vuelven retos y aventuras que valen la pena compartir.